domingo, marzo 29, 2009

Imagino cerca


IMAGINO CERCA

Por estos días imagino
que estamos destapando senderos sin camino
y que en un abrir y cerrar de ojos
las voces que otro día fueron palabras
y las palabras que algún día fueron amor
vuelven a despertarse de algún sueño preciso
y entonces...
es allí donde nacen los hechizos
y esas duermevelas que tontamente
atrapan la cordura
y la dejan estrecha y sin sentido
Este secreto sin duda...
entrapa el alma dejando una estela de motivos
para seguir creyendo en el cielo y sus quimeras...
para creer que se puede crear lo que soñamos
y prepararse para dejar que haya
algún desliz de la noche y sus abismos
y que ella nos abrase y luego...
nos deje indemnes sin más...
más allá del lograr y de estrechar un cuento...
más cerca del delirio...
y defendiblemente cerca
de lo que hemos querido






Uno de esos saltos del alma
cuando se llega a instancias de cercanía
tan hermosas.... dan como resultado
letras como éstas




(Por razones del diseño del BLOG, no es posible mostrarles las indentaciones que tiene mi poema, pero... es una muestra que publicada en un hermoso libro se verá más cercana a lo que quise decir)

Ojalá algún días esos "ojos cercanos" se acerquen a estas letras

viernes, marzo 27, 2009

A UNA RISA de OJOS


"Ayer en medio de una tarde de lluvia intensa y parapetado tras una enorme ventana, me llegó una sensación de luz profunda sabiendo la inminencia de tu llegada.

Qué emoción me saltó por en medio de la cara y del cuerpo , como para un “¡Bájate de esa nube!” y esa nube, como las de afuera, estaban cargadas pero de ti, de tu imagen y hasta de tu olor, tal vez de tu sabor en medio de un salpicón de pistacho con helado, de un pellizco en ese borde que está al borde de un silencioso grito, de unos coqueteos esparcidos en el tiempo, y de unas miradas llenas de mensajes desde esos ojos tan alegres y tan tuyos.

¡Cuánta alegría se extraña cuando se ha probado recientemente! ¡No quiero que te me diluyas otra vez entre los recuerdos!

¡Quiero que seas certezas en otras tardes... pero a mi lado, conmigo!"




Prosa encontrada en el humo del tiempo, fragmento de una epístola de las muchas que llegan... y se van, de esas que al cabo del tiempo... me sobreviven, me hacen pensar que no fue en vano, que los años tienen sus heridas pero también sus muchas querencias, y que dejan eso que algunos llaman "experiencia", yo lo llamo: "lo que soy y contengo"

jueves, marzo 26, 2009

Para que le siga amando



PARA QUE LE SIGA AMANDO

El incierto, el enamorado,
el amante, el azul silencio,
traga entero y se esconde,
ahoga sobrio tempestades,
minúsculas todas ellas.
Añora faenas recientes,
se extasía en sus recuerdos,
se espolea y es un pequeño rey
a pesar de que su reino no está lejos.
Vaga, no se duerme y cavila
pidiéndose un respiro de calma.
Oculta su forma a las miradas
y extiende su sed y su llama...
para que ella desde su mar en bronca,
desde su instantánea imposibilidad...
le siga amando

2004





Tienen las manos, los olores y el recuerdo...
los cantos y el susurro del viento

En esa época se adornaban así... mis versos


¿4 U?

domingo, marzo 22, 2009

Veleidad




"Hola miércoles, que es lo mismo que jueves y viernes, el sol acaricia mis retinas y el ruido a mi alrededor se va volviendo un tic tac, un ronroneo lento que apenas es paisaje para este palpitar cierto en que siento que está lejos... pero cerca de mis sueños. Nada se presta para estar cerca, muy cerca, ni siquiera en su vera, pero la evidencia del amor cada que abro mi cofre de poemas es más de lo que cualquier mortal pudiera soportar."


Fragmento de alguna VELEIDAD de esas que me atropellan de vez en cuando



Doy gracias a poder seguir escribiendo divagaciones como ésta

sábado, marzo 21, 2009

Del leer y sus efectos


Leer es, además de un placer, un reto, porque confrontamos lo escrito, confrontamos el escritor y lo que dice, ponemos en juego nuestra forma de ver el mundo y estamos dispuestos a cambiarla, a modificarla tomando vigorosamente o hasta a veces sin permiso nuestro lo que otros al escribir dijeron.

marzo 21 de 2009


Unas reflexiones de lo que el leer crea, de lo que el escribir deja, de lo que esa conjunción alberga, de lo que podemos ser o no ser en función de cómo lo que otro diga lo ponemos en perspectiva.

Ha sido una semana llena de lecturas y de encuentros con amigos de la escritura... Gracias a todos ellos

viernes, marzo 20, 2009

Plenilunio de Mañana


PLENILUNIO DE MAÑANA

De usted, Plenilunio de Mañana,
me gustan sus ojos de sombras
con costumbres de oficio,
sus manos engastadas en gaviotas,
sus pecas que corren como puntos
marcando las rutas que le nombran.
A usted, Plenilunio de Mañana,
sólo puedo ofrendarle
un ramo brillante como espejo,
una tierra sin fronteras ni poderes,
un río de canoas y leyendas,
una fuente donde cantan las miradas,
y mi tono rupestre en frenesí,
que se envuelve cálido en los versos
que pongo noche a noche ante mi almohada.
Por usted, Plenilunio de Mañana,
voy iluminado por besos como lámparas,
voy tejiendo lunas como sueños,
voy desandando fugas y tinieblas,
y mientras tanto...
voy comprando en la tienda
la esperanza que a los dos
nos dé nuestros encuentros
y nuestros idilios... a bocanadas.
En usted, Plenilunio de Mañana,
encontré aquello que yo más amaba
y no tengo la más mínima intención
de dejar de mirar fluir su luna
por ese monte incendio suyo que me encanta
ni dejar de enfilar mi alma en su ensenada...
cuando me entono escondidamente
a disfrutar su madrugada.
Desde usted, Plenilunio de Mañana,
se ha creado en la gesta de mis fueros
y en los más extraños gestos y senderos,
la historia de nuestro andar incierto
por donde he de caminar sintiéndola,
tomada de mi mano y de mi credo,
para que así... cambiemos de universo.
Es en usted, Plenilunio de Mañana,
que tienen sentido la divagación
y las luces con que le dibujo en versos
punto a punto... su mística alborada,
pues en el confín de mis misterios
tendrá cabida siempre, su mañana.

2006




A veces el tiempo todo lo trasforma
y en otras oportunidades
todo queda intacto...
y de ello salen... los recuerdos

4 U

miércoles, marzo 18, 2009

TE FUISTE MEIRA, MI MEIRA DEL MAR (q.e.p.d.)

Me acabo de enterar por la radio. Tengo una hora para decirlo antes de irme a dictar clase. Murió Meira Delmar, mi barranquillera linda, mi poetisa especial, mi poetisa raizal.

En 2005, después del segundo recital de poesía suyo que asistí, me le acerqué, esperé que se desocupara un poco y que tomara aire porque estaba muy enferma, en medio de la emoci
ón de haberla visto en su silla de ruedas recitarnos bellezas como “Palabras palomas”, “Coplas del amor triste”, y otras, y después de haberle oído decir que “(escribir poesía) es tener una pequeña reunión casi familiar, con las gentes que uno quiere...” y “...(escribir poesía es) dejar en el papel emociones, recuerdos, cosa amables y amargas, de mi vida y de cualquier otra vida”, le pedí un autógrafo y ella me miró con su mirada perdida y me dijo: “¡Hijo, llévame la mano que no veo!” y yo asustado le dije: “¿Entonces cómo nos leyó sus versos” a lo que ella sonrió y en su más hermosa voz costeña me dijo: “¡Es sólo para que no se den cuenta porque yo me sé de memoria todos mis poemas, y hasta en qué página están de cada libro mío!”, y estampó su hermosa firma en el libro de las memorias del XV Festival Internacional de Poesía de Medellín.

Mi corazón está doliendo pero a pesar de ello, en oración poemaria para que Meira esté donde quiere estar ya, descansando y llenando los cielos de su voz hermosa con su Elegía a Leila Kaled, o que desde allí mire a su mar y le grite “...de tanto verte mar, mi corazón se ha vuelto marinero” y que se despida de sus seres queridos como antes de sus amores en su “Olvido” cuando nos recitaba “... el arduo dolor de estar sin verte” o “... es inútil el llanto


Meira, te seguiré amando mientras viva, como esa voz que era desde hace 87 años, amor de todo para todos los que arropaste en tu sombra allá en tu hermosa casa solariega de tu arenosa linda, de la que nunca quisiste que dejara de ser un remanso de voces y acentos para quienes te rodeaban y quienes acudían a ti para escuchar tu lírica y tu consejo.


Meira, adiós. Paz en tu tumba y una vida nueva en la que te vas a regocijar al ver a Pablo (
Neruda), a Raúl (Gómez Jattin), a Mameca.


Para quienes no te conocieron, comparto unos poemas tuyos Meira, como un pequeño símbolo de mi admiración, y tal vez una breve reseña de quien eres (aún):



El Milagro


Pienso en ti.

La tarde,

no es una tarde más;

es el recuerdo

de aquella, otra, azul,

en que se hizo

el amor en nosotros

como un día la luz en las tinieblas.

Y fue entonces más clara

la estrella, el perfume

del jazmín más cercano,

menos

punzantes las espinas.

Ahora

al evocarlo creo

haber sido testigo

de un milagro.



Reclamo


¡Amor! ¡Amor! ¡Qué has hecho de mi vida!

Mi vida que era como una agua mansa,

como una agua ceñida...

Antes de ti, qué fácil para el alma

la espera de sus pasos y qué fácil

su ligera partida...!

Antes de ti qué fácil la ventura

frente a la lluvia clara y el silencio

de las tardes dormidas...!

Pero contigo, Amor, la lluvia no es "la lluvia"

ni me da su regalo de sonrisas,

y es tortura el silencio cuando pasa

por las tardes dormidas...

Antes de ti, qué fácil el olvido

del país todo rutas para el sueño

que detrás de tus ojos existía...

Antes de ti, ¡qué fácil el momento

de la estrella primera, sobre el Ángelus

brillando sorprendida!

Pero contigo, Amor, cómo se vuelven

la estrella y olvidar angustia viva...

Cómo tus manos claras, inasibles,

la dulzura me trizan...

Contigo, Amor, este fingido gozo

mientras el alma cuenta sus espinas,

y esta quebrada voz para su nombre,

y este afán inquietando la alegría...

Contigo este decir atribulado...

¡Amor! ¡Amor! Qué has hecho de mi vida!



Corazón


Este es mi corazón. Mi enamorado

corazón, delirante todavía.

Un ángel en azul de poesía

le tiene para siempre traspasado.

En él, como en un río sosegado,

el cielo es de cristal y melodía.

Y a su dulce comarca llegó un día

con un paso de niño iluminado.

Este es mi corazón. La primavera

que inaugura las rosas, vana fuera

sin su espejo de gozos repetido.

Y vano el tiempo del amor que mueve

las alas de los sueños, y conmueve

la sangre con su canto sostenido.



Olvido


Ha de pasar la vida. Ha de llegar la muerte.

He de quedar tendida bajo la tierra, inerte,

insensible, callada, como estatua de cera

que al romperse en pedazos abandonada fuera.


Ya sin brillo los ojos que te siguen ahora

con miradas que besan y besos que te imploran,

y muy quieta la inquieta ambición de caminos

que embriagada me tiene como mágico vino...


Ha de pasar la vida. Ha de llegar el largo

dolor de estar sin verte. Acaso el grito amargo

de tu angustia la tierra estremezca un momento..

Mas, después, poco a poco callará tu lamento.


Y de nuevo otro paso, no mi paso ligero,

a compás con el tuyo cruzará los senderos,

y otro labio ¡no el mío! te dirá que la vida

es hermosa: "...La rama que se da florecida,


el temblor del lucero, y la nube, y el canto,

alegría te enseñan... Es inútil el llanto...!"

Y una vez más el viento jugará con tu risa,

y miel pura en tu boca otra boca sumisa


dejará bien amado, mientras rueda el estío...!

Y tal vez cuando lleguen esos días sombríos,

en que llora la lluvia su dolor lentamente,

y en las sombras el paso del misterio se siente


surgiré en tu recuerdo con aquella encantada

vaguedad de las cosas hace tiempo olvidadas,

que retornan a veces en la luna de oro,

en lo triste de un verso, en el eco sonoro


de un arroyo que pasa... Y dirás: "¿Cómo era

la mujer que yo quise una azul primavera

en que estaban los campos aromados y llenos

de rumores festivos bajo el cielo sereno...?


¿Eran claros sus ojos? ¿me embriagó su dulzura?

¿Sus cabellos... tenían de las mieses maduras

el color milagroso? ¿Era leve su mano?

¿Sonreía? ¿Lloraba? ...". ¡Y tu afán será en vano!


La mujer que quisiste una azul primavera

y cruzó de tu brazo por caminos y eras.

volverá a ti sin llanto, ni color, ni sonrisa

-como un poco de bruma que deshace la brisa


sobre el río cansado -imprecisa, distante,

como estrella que rueda temblorosa un instante

y se pierde en la noche... ¡Y ya nunca sabrás

si me hallaste en la vida o en un sueño no más!




Nació en Barranquilla (Atlántico) el 21 de abril de 1922. Su verdadero nombre era Olga Chams Eljach, hija de padres libaneses. Realizó sus estudios de Bachillerato en el Colegio Barranquilla para Señoritas y sus estudios superiores en la Escuela de Bellas Artes del centro de estudios Dante Alihieri de Roma (Italia). Es el nombre femenino más destacado de la poesía colombiana de influencia piedracielista. Su obra posee una musicalidad interior, recurriendo con frecuencia a temas sobre el mar y el universo, el amor y los clásicos griegos.

Meira era flor y miel de nuestra patria. Sus antepasados son originarios del Líbano impregnado de antiguas culturas. Las remotas herencias orientales explican la fina y refinada personalidad humana de Olga Chams, capaz de sacrificar un mundo para hallarse a su propia altura.


Bajo el seudónimo de Meira Delmar se ocultó cuando la revista Vanidades de La Habana publicó sus primeros poemas. Su obra literaria resume la unidad de una vida modelada por el ritmo en una honda melodía, jubilosa en los versos marineros con las gaviotas y las barcas pescadoras, lejana en milenios de añoranzas cuando el amor madrugó en romanzas y elegías.


LIBROS PUBLICADOS

* Alba de Olvido (1942)

* Sitio del Amor (1944)

* Verdad del Sueño (1946)

* Secreta Isla (1951)

* Sus Mejores Versos. Antología (1957)

* Poesía (Antología bilingüe en italiano y español, 1970)

* Huésped sin Sombras (1971)

* Reencuentro (1981)

* Laúd Memorioso (1995) y

* "Alguien pasa" (1998)


Recientemente la Universidad del Norte publicó un compendio de su obra.

Sobre Meira se ha escrito más de lo que conozco, pero hoy quiero dejar esta tinta por su vida poética y la tristeza que me inunda.

martes, marzo 17, 2009

Líquido que mana y se queda

Presento un divagar de unos instantes que se me apareció en los dedos hace algunos días enredado en metáforas pequeñas, líquidas y contradictorias, como pequeñas mariposas miradas por unos hermosos ojos verdes.


LÍQUIDO
“... desiertos por donde ya pasó el hombre
construyendo futuros.”
Fernando Soto Aparicio

gotas de viento

gotas de olvido

gotas de delirio

gotas del tiempo

gotas de ajenjo

gotas de tristeza

gotas de quebrantos

gotas de invierno

gotas de placer

gotas de silencio

gotas de dulce

gotas de extravío
gotas de arpegios

gotas del limbo
gotas de besos


Llueven y llueven

en este hoy

que bebo



19/II/2009



Todo en este contexto
se mueve en un vaivén de versos que me recorren,
casi sin mi permiso,
como en un volcán
precipitándose en un agujero
que tiene como destino...
mi cuaderno,
mi ser entero
con todas mis valideces
y la mayor parte de mis falsías.

lunes, marzo 16, 2009

Días de asueto obligado

En estos días de asueto obligado, en cuido por razones de una convalecencia, alguno de esos raciocinios existenciales me ha alcanzado... Sobre él he escrito ya más de tres cuartillas en arial 12, y sobre cómo me siento quiero compartirles el primer párrafo


"YO NO ME SIENTO HOY AÚN...

Yo no me siento aún hoy siquiera esa persona “que se deja vivir para que el escritor trame su literatura” como decía Borges. Mi vida es hoy una ciénaga llena de los olores, algunos putrefactos, de la vida común, no de aquella que se vive en la entrega a alguna escritura. Mis escritos son el producto de esos intentos inconexos pero sentidos de decir lo que sé que debo decir pero que realmente no sé qué es. Tengo la imperdible sensación que abarca mi cuerpo y mi alma, si aún la tengo, de que toda mi escritura está inscrita en la poesía, se debe a la poesía y es mi ser quien llega a beber diariamente de la poesía, aunque en algunas circunstancias ese beber atiborre el estómago y deba deshacerme de alguna parte de lo leído para dejar pasar sólo lo que me suena a poesía, no necesariamente versos de uno o de otro, sino celestes lluvias de algún tropo literario que lleva en sí belleza, porque belleza es la poesía. (Fragmento)"



Cambian las percepciones como cambian las formas y los colores en esta mixtura de flores y una bella mujer



Todo tiene esperanza... pero yo hoy sobre esa mirada desde la poesía de lo que ha sido ella, no la tengo

miércoles, marzo 11, 2009

En mi pecho


Algún grito como éste
surgía por allá en 2003...

para el exacto centro del pecho
de todos nosotros...
la mujer





Imágenes mezcladas por el autor, a partir de otras que son públicas en la red

Y la rosa sigue siendo la rosa... y ese recuerdo está regado por todo mi cuerpo

lunes, marzo 09, 2009

Y llegaron


Y LLEGARON

Y los ritmos se aparecieron
entre la noche y el encierro
y como la gota primera
de la sed que palia el vaso
me volvió el alma al cuerpo
pudiendo con ese acorde
mi verso arreglar
mi cadencia componer
sin apenas pensarlo
... con esos detalles
que tal vez me llegaron
de muy dentro

2004


Fragorosa voz que en el encierro
termina por MULTIPLICARSE...


Suele ocurrir que el poema más añorado no termina porque algo hay en él que no cuadra, que no entalla frente a lo que el poeta quiere decir... pero en un tris-tras, llega de pronto el vocablo que es, ese que no estaba, ese que hacía falta... y entonces... la magia está completa, la presencia de ese don está en el papel, lo dicho se debe terminar... y el verso, florece ¿A ustedes, cuando escriben y no pueden terminar algo, les ocurre?

domingo, marzo 08, 2009

Felicitaciones en su día, mujeres




Saludos a todas las mujeres que en este día pasan por este BLOG.


Tal vez un poco tarde... pero gracias a su presencia, este sitio tiene una razón más de estar y de ser.


Comparto algunas imágenes de las que he estado "gomoseando" (como se dice en Colombia) y creo que evocan un poco a esa MUJER que es la base de lo que escribo...

sábado, marzo 07, 2009

Al soñar



Siempre se sueña y se enaltece el alma
Hay lamentos y vida por vivir
y otra que se ha vivido

¡Vanas son las formas del sueño!

Este Medellín




ESTA PARTE DE MEDELLÍN

Esta parte minúscula de Medellín,
es esa porción que yo recorro,
blando, escondido,
transeúnte, sin mácula,
que destierra entuertos
encerrado en su burbuja propia,
con una desgarbada mirada de vitrina

a los demás que la habitan.

Estos recorridos,

ensimismado y contrahecho
por el asfalto y la llovizna,
por entre el silencio y la fanfarria ajena,
dejan que mi ser se contradiga,
se esquilme, se acelere
y deje en la piel toda la abulia
y hasta el sabor acre de algunas tardes.
Tiene esquinas y recorridos,
preñados de recuerdos,
plagados de andanzas y entelequias,
amplificados por la angustia y el tiempo.
Este Medellín por donde asoman

sinuosas en cualquier esquina

las redondeces exquisitas,
está habitando mis sueños,
con su cantata demencial
y sus cantos angélicos
en franca procesión.
Este Medellín que yo construyo...
es el que existe para mí...

lo demás son los titulares de los diarios,
las fosforescencias de las marquesinas de los bancos,
oficinas y cuanto almacén de bisutería existe.

Este Medellín que me habita...

es mi constructo, es mi odisea,
es mi pequeña vida en estos días
en que mi alma... está escondida.


5/III/2009


Una deriva por la ciudad, da estos repentismos, especialmente cuando estamos con el ánimo casi en el suelo...

Espero que algunas imágenes de "mi ciudad" acompañen esta lectura, de esta ciudad donde habito y escribo estos versos...

miércoles, marzo 04, 2009

Por la mañana, derivo en rumias y cantarees


POR LA MAÑANA...

Pienso en los años y las sombras
En el tintineo del tiempo
En los falsos y en los necios
En mi mirada hoy distante
En las parcas que me miran con resignación
En unos pocos sueños que pasan y se ríen
y en todo lo que se extraña
mientras tengo en mi mano
un café humeante
una música de algún Louissiano
En estos pocos pensamientos
se extravía el tiempo
que tengo para ser
para contar desde mí
a un ser sordo de versos
... quién soy
... qué tengo
... qué pretendo
... qué soy

4 de marzo de 2009





En esta mañana fría, de nostalgias, de
pertrechos que ya no calientan, acabo de escribnir esto directamente en el BLOG,
sin apenas darme cuenta de ello... a pesar de que cuando siento como hoy las
ganas de escribir, me refugio en mi cuaderno. No sé por qué ocurren estas cosas,
pero tal vez la música, mi preocupación inútil... y este corazón de balso,
generan estos extremos... ¡Confesiones en público! ¡Qué
bárbaro!



Vida por vivir, ven... pero ya


Saludos desde un Medellín lluvioso pero primaveral...
Imágenes procesadas por mí, en un aprendizaje de mezcla, a partir de fotos sacadas de toda parte

lunes, marzo 02, 2009

Hace un año...



LO DESATADO

Lluvia pertinaz / me escondo en la poesía
con caricias arteras y alguna rima
con la suave música de esos años
en que nos movíamos al ritmo del verso
y la gran voz... sin disonancias
Se van llenando mis dedos de nostalgias
que caen sin orden... como la noche
y no sé si impregnados de magia pero cabalgan
-uno a uno con su misterio-
y me acompañan en esta suerte de decir
(algunas veces más pronto que nunca)
algo de todo lo que quiero
Llovizna luego y el tamborileo en el techo
cambia / asoma por los cristales sus coplas
y yo... despego de mí y soy otro ser...
dejo de estar donde estoy y sueño
Sueño con nubes y caminos
con seres despiertos
y luego -como espectros-
se van juntando los lamentos
y lloro y río en simultánea...
(sin que nadie lo sepa)
Otros sones en mí se alargan
con ritmos disímiles
sin escoger... sin decidir...
pero que tienen una calle desabrigada
una llamada sin contestar
un insomnio sin descifrar
y un grito lleno de silencios
que sólo desde el alma puedo dar
Lluvia / Música / Versos de otros
y estos míos que creo que gozosos
salen de mí a hacer su juego
a cantar un llamado...
a intentar atar... lo que está desatado
Soy aquí... algo que no entiendo
Creo que me reconstruyo...
Creo que me encuentro



16/II/2008


Hace un año se intentaba y se creía poder atar... lo desatado

¡Iluso yo! ¡Iluso bardo! JAJAJAJA




Y a pesar de todo ello... HECHEIYHMADU