jueves, junio 29, 2017

Testificación

"Eres testigo de mi ruta"
--------------------------------------------------------------------------





TESTIFICACIÓN

Una noche de vendimias altisonantes
y de rediles que no se explican
pasan y se escenifican
bajo sus máscaras como
...
Aguijón de exhibición y de arrogancia
clavado en un cuartil como trofeo
Hembra que distiende el mundo
bajo sus alas y su parvada hambrienta
Desafueros en una copa de vino manchado
tras el rastro de una noche de efluvios por el piso
Bestia que ruge en los lugares del silencio
mientras ahoga el clamor de la vida que se añora
Sangre que borbotea en la herida del miedo
por donde se fuga el tiempo y los espacios
Suspiro que se esconde en la almohada vacía
tras la bomba majestuosa clavada que no fue
Pretensión de ir más rápido que el Sirocco
en un pesado carromato Sahaurí
Veneno con el talante del defensor de la muerte
como ese último recurso de preservar lo más amado
...
y yo testigo de huida / de locura sin sentido
de vidas derrotadas / de foto sin contexto
...
solo me quedo con el aliento fragoroso
que huele a dolor y a formaldehido
desde tumbas abiertas al aire
de aquellas almas que no cesan de correr

Francisco Pinzón Bedoya ©









2 comentarios:

jaimearturo dijo...

Una escaner que visibiliza cada átomo, átomos que luego cambian después del procedimiento. Poesía hecha con nervios y pulso firme. Gracias por compartirla.

Rosa María dijo...

El recuerdo engancha al alma el suspiro de una desdichada suerte.
Una vez más he de felicitarte.
Saludos.